Ensalada de robellones confitados, jamón ibérico y vinagreta de miel

¡Hola!Hoy nos vamos con esta ensalada otoñal.

Los robellones crecen en otoño con las primeras lluvias desde septiembre hasta finales de octubre, si no hace mucho frío.

Su forma se compone de un pié corto y hueco, al que le acompaña un sombrero que puede ir desde los dos centímetros de diámetro hasta los veinte.

Su color es de un marrón claro que se va poniendo verde conforme se va madurando.

El robellón una vez arrancado de la tierra se estropea muy rápido, lo que hace que su color se vuelva verdoso y su textura se vuelva blanda. Otro factor que afecta esta situación, es que muy probablemente estén parasitados.

De esta seta existen diferentes tipos y variedades. Dependiendo de la zona donde crecen son de un tamaño u otro, y también cambia el sabor.

Culinariamente es una seta muy apreciada por su agradable sabor y aroma a montaña. Además, se adapta a todo tipo de cocciones. Las podemos usas en estofados, a la brasa, fritas, salteadas…

¡Vamos con la receta!

*Ingredientes para 4 personas:

24 robellones pequeños, 12 tomatitos cherry, 100 gramos de jamón ibérico, un puñado de nueces peladas, mezclum de lechuga limpia, aceite de oliva, vinagre de Módena, miel, sal, 1 hoja de laurel, 1 ajo, pimienta negra molida y pimienta negra entera.

*Elaboración:

Limpiar los robellones con la ayuda de un trapo húmedo e intentado mojarlos lo menos posible. Colocarlos en una cazuela con una hoja de laurel, unos granos de pimienta, un ajo y cubiertos con aceite de oliva suave. Dejar cocer durante unos 5 minutos a fuego muy suave, sin que llegue a hervir en ningún momento. Dejar reposar tapado y fuera del fuego hasta que los necesitemos.

Poner un par de cucharadas de miel en un cazo al fuego para fundirla un poco. Fuera del fuego, añadir un chorro de vinagre de Módena, aceite de oliva al gusto, una pizca de sal y pimienta molida. Reservar fuera del fuego.

Sacar los robellones del aceite y colocarlos sobre papel absorbente.

Montar la ensalada en un plato con los robellones en de base y sobre estos, la lechuga, los tomates cherry partidos, las lonchas de jamón ibérico desmigado, las nueces y la vinagreta de miel.

Bon profit!

Anuncios